Hoy venimos a hablarte de una interesante opción en cuanto a equipos que puedes encontrar en una tienda de aire acondicionado. Nos referimos a soluciones eficientes, versátiles y, sobre todo, muy prácticas. Hablamos del aire acondicionado sin unidad exterior.

Características del aire acondicionado sin unidad exterior

Lo primero que debes saber del aire acondicionado sin unidad exterior es que puedes encontrar múltiples opciones en cuanto a prestaciones, destacándose, sobre todo, la modalidad solo frío y el aire acondicionado con bomba de calor. Este último es la solución si lo que buscas es una alternativa práctica y ágil para afrontar las bajas temperaturas del invierno, dado que ofrece calefacción, mientras que en verano también te servirá para refrigerar tu vivienda.

El aire acondicionado sin unidad exterior es una alternativa todo en uno, es decir, cuenta con los mismos componentes que los sistemas convencionales, pero todo en una misma unidad.

No sólo posee los mismos componentes de los equipos de dos unidades, sino que, además, su funcionamiento es casi idéntico.

El aire acondicionado sin unidad exterior cuenta con dos tubos en la parte posterior. Al instalar el equipo, estos tubos deben dar al exterior de la vivienda, para facilitar así el intercambio de aire necesario para su funcionamiento, como ocurre en los sistemas convencionales.

El equipo sin unidad exterior toma el aire a través de uno de los tubos y lo expulsa por el otro. Para lograr este cometido, por supuesto, se deben realizar dos orificios en la fachada de la vivienda, y se deben instalar rejillas para permitir el paso del aire.

¿Buscas un equipo de aire acondicionado sin unidad exterior o aire acondicionado con bomba de calor? En Climaofertas, tienda online de aire acondicionado, encontrarás una amplia gama de equipos para que encuentres el que más se ajusta a tus necesidades.

4 ventajas del aire acondicionado sin unidad exterior

1.      Estética: una de las ventajas principales del aire acondicionado sin unidad exterior es que se trata de modelos de estética moderna y diseño compacto. Esto hace posible que se integren a la perfección a distintos tipos de estancia. De ahí que se utilicen tanto en viviendas como en comercios, hoteles y oficinas.

2.      Instalación: esta es, quizás, la ventaja más notable del aire acondicionado sin unidad exterior. Nos referimos a la instalación, dado que resulta muy sencilla, como explicamos antes. Sólo se deben realizar dos orificios en la fachada de la vivienda, para los tubos que permiten la salida y el ingreso del aire. Luego, se colocan dos rejillas para la libre circulación de ese aire y ¡asunto resuelto!

3.      Eficiencia: con eficiencia nos referimos a que existen modelos que garantizan un rendimiento óptimo y un bajo consumo de energía. Estos equipos suelen contar con tecnologías avanzadas, tales como los sistemas Inverter, que regulan la velocidad del compresor, garantizando además la temperatura ideal.

4.      Confort: el confort es otra de las ventajas vinculadas al aire acondicionado sin unidad exterior. En este caso, debemos decir que aquellos equipos que cuentan con la tecnología Inverter son capaces de mantener una temperatura uniforme, evitando las oscilaciones severas en este sentido, lo que asegura el confort.

El aire acondicionado sin unidad exterior es una alternativa sumamente interesante para todo tipo de estancia y merece la pena tenerla en cuenta.